Hey, I'm Marina, an advertising student. Have a nice stay in Shiny Moods!

MUSTIA RUTINA

By 16:28

Salgo de clase y respiro el perfume que tímidamente rocía la fría noche del tardío invierno. Miro al cielo, le sonrío al abuelo y voy deambulando hacia la estación de autobuses. Llego nueve minutos antes de la hora de subir al bus; tres minutos más tarde de lo habitual. Me habré quedado embobada mirando el cielo. Me habré quedado más tiempo husmeando la noche. Hoy olía mejor que nunca, quizás cambió de perfume.

Siete personas en la estación. Veintitrés, contando los personajes de mi libro. Y entonces llega el bus.

- Buenas noches- le digo al chófer con voz retraída estrechando el libro contra mi pecho.
- Buenas noches- me responde el hombre con ojos llorosos.

Tenía el rostro pálido, magullado. Para el arrastre.

Me siento cerca suyo, en segunda fila, y dejo mi libro de lado. No quiero dejar al hombre solo. Ignoro quién es, pero nadie con esos ojos lacrimosos desea estar solo. Aunque sea en silencio, haciendo el mismo trayecto por decimosexta vez al día.

Doce minutos de trayecto sin tregua y doce pensamientos dispares vagando por mi cabeza: el rostro consumido del conductor, el insólito aroma de la noche, el primer beso...

Llego a mi parada, me bajo y, tras cerrarse las puertas, el bus se va. Con él: el chófer, ese aroma, el primer beso...

Un día más dejé una pequeña parte de mi existencia en un asiento trashumante. Debe de haber pensamientos míos diseminados por todos lados. Hemorragias de palabras en movimiento polinizando Tarragona y alrededores. Energía vagabunda buscando nuevos corazones donde albergarse.

You Might Also Like

0 comentarios